La Secretaria de Trabajo de los Estados Unidos, Hilda Solís, informó este miércoles que presentó su renuncia al presidente Barack Obama.

"Tras una amplia discusión con mi familia y amigos cercanos, he decidido comenzar un nuevo futuro y regresar a la gente y los lugares que amo y que han inspirado y moldeado mi vida", dijo Solís en una carta a sus empleados y la cual dio a conocer la agencia de noticias EFE.

"Esta tarde he presentado mi renuncia al presidente Obama. Al crecer en una gran familia mexicoamericana en La Puente, California, nunca imaginé que tendría la oportunidad de prestar servicio en un Gabinete presidencial, ni mucho menos estar al servicio de semejante líder increíble", dijo Solís.

Por medio de un comunicado de la Casa Blanca, se dio a conocer que Obama -quien en dos semanas comenzará su segundo mandato- aceptó la renuncia de Solís, a quien describió como "una incansable defensora de las familias trabajadoras" y miembro clave de su equipo.

Hija de inmigrantes y nacida en Los Angeles, California, Solís comenzó como Secretaria de Trabajo en 2009 y antes se desempeñó como congresista demócrata en la Cámara de Representantes de los Estados Unidos a partir de 2001.