Una misión del Fondo Monetario Internacional (FMI) se reunió hoy con el presidente dominicano, Danilo Medina, al término de una inspección de 10 días de la economía local cuya situación calificó de "nada fácil".

El responsable del grupo, Przemek Gajdeczka, dijo en una breve rueda de prensa que los desafíos más importantes atañen a la parte fiscal (déficit) y al sector eléctrico.

"Vamos a llevar a Washington (a la sede del FMI) nuestro trabajo de estos días, para preparar nuestras recomendaciones y mejorar nuestras conclusiones y trabajar junto a las autoridades (dominicanas) en el diseño de políticas macroeconómicas", explicó.

El economista dejó entrever que este año no se producirá un acuerdo entre el FMI y el Gobierno dominicano, ya que sus indagatorias tomarán tiempo para ser analizadas en la sede central del organismo y consultadas con las autoridades locales.

"En primer lugar hay que analizar la situación, discutir conclusiones con las autoridades (...) eso va a tardar un poco más", insistió Gajdeczka.

La misión del FMI trabajó basándose en el artículo IV del convenio constitutivo de ese organismo, que le faculta para redactar un informe anual de cada país miembro y remitirlo a la consideración de las autoridades locales, luego de que estas den su aprobación.

En ese sentido, Gajdeczka reveló que el FMI publicará mañana un documento de prensa sobre las impresiones de la misión.

Sus declaraciones fueron apuntaladas por el ministro de Economía dominicano, Temístocles Montás, quien reveló que la comisión volverá al país en noviembre próximo.

Durante su visita al país, la misión del FMI se reunió con la cúpula empresarial, con los funcionarios de la Corporación Dominicana de Empresas Eléctricas Estatales (CDEEE), y de la Dirección General de Aduanas, entre otros sectores.