Los problemas de los mexicanos no tienen para cuando acabarse, el país está “boca abajo” por las reacciones de la reforma fiscal, las marchas contra la reforma energética, las protestas de los maestros de la CNTE y sobre todo, la terrible posibilidad de que el Tri no vaya al mundial. 
 
La capital del país Azteca está viviendo una difícil semana después de que el presidente Enrique Peña Nieto anunciara que “van a pagar más los que ganen más” 
 
Fue esa frase la que desató las protestas entre los inconformes con la reforma fiscal, sin mencionar los “plantones” de los maestros del CNTE que parecen no tener fin. 
 
La Ciudad de México está “volteada de cabeza”, pero esos problemas quedarán atrás por 90 minutos mientras el país futbolero ve pelear a su selección contra uno de sus rivales más fuertes. 
 
“El martes voy a saber si me tengo que comprar la comisa de Colombia para el mundial” dijo el mexicano Jonathan Meade, quien está destrozado ya que acaba de comprar su boleto para ir al mundial y ahora, la posibilidad de no ver jugar a su selección es cada vez más probable. 
 
Sin embargo hay muchos, que a pesar del “Aztecazo” contra Honduras, siguen teniendo la esperanza puesta en el Chicharito Hernández y rezan para que la selección mexicana acaricie la oportunidad de pisar el mundial 2014. 
 
Dentro de pocas horas se sabrá si Luis Fernando Tena, el entrenador que ganó la medalla de oro en el fútbol olímpico hace un año, será la nueva esperanza para la selección mexicana y de todo el país.